Fallen shadow [Priv]

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Fallen shadow [Priv]

Mensaje por Invitado el Mar Ene 17, 2017 4:34 pm

Fallen shadow
Ditrix S. Ashtares — Daianna Raegan || Ruinas || 18:30 hs
Una tarde fría en la ciudad, quizás la más cruenta que había presenciado desde que llegó. Su melena roja se mecía hacia atrás a causa del gélido viendo, revelando el rostro impasible de una hermosa mujer en la parte más alta de la azotea de un edificio abandonado, casi en ruinas…los últimos rayos del sol perfilaban la silueta seductora de esta, cubiertas por prendas de cuero ceñidas a cada curva que obviamente evidenciaba tal inmejorable estado físico…entonces una efímera sonrisa sádica adornó tal rostro por sumos instantes que pasaron casi inadvertidos entre los planes que surcaban su mente mientras “leía” la lectura energética del lugar y sus variaciones con un dispositivo bastante pequeño. —Naturaleza infernal, clase C, en ingreso— Susurró para sí misma en referencia al demonio que estaba persiguiendo y finalmente no dudó en lanzarse desde la parte más alta tras un salto increíblemente certero, justo en picada hacia su oponente quien en ese instante elevó el rostro entre algún que otro gruñido, disponiéndose a atacar. —Interesante— Murmuró para llevar la mano izquierda a la cintura, dejando en vistas una pistola de color plateado que apuntó hacia la frente de este, las balas bendecidas con procedimientos que la exterminadora conocía bien impactó en donde quiso. Así que solo esperó hasta que la criatura estuviera retorciéndose en el suelo para caer pesadamente sobre su presa, pisándole el pecho con el pie derecho.

No era el demonio que estaba persiguiendo, apenas era una sucia escoria categoría C, por lo que le observó con desprecio aún más notorio sin que esa sonrisa altanera se fuera de su rostro. —Uno menos— Fue todo lo que dijo para volver a jalar del gatillo, esta vez en el corazón del demonio que finalmente cedía ante la muerte, dejando simples restos de cenizas en cuestión de segundos, como si se hubiese consumido de adentro para afuera. Guardó su arma, acomodó aquel largo cabello tan bien cuidado hacia atrás y simplemente notó que estaba en medio de un callejón…típico, a veces por seguir a sus presas terminaba en sitios un tanto inhóspitos, pero no se quejaba…amaba su trabajo, amaba el poner fin a ciertas vidas que consideraba obsoletas para la humanidad pues tenía más que en claro una cosa…ella no se detendría hasta localizar por fin al causante de sus desgracias. Chasqueó la lengua, empezando a salir del callejón paso a paso, siempre con ese aire tan sensual y meneo de caderas natural que la catalogaban como una mujer seductora en toda la regla…sensual, sí, pero igualmente peligrosa o letal si no se sabía tratar bien con ella.

Terminó poniéndose sus lentes rojos, ya que la luz del sol solía molestarle demasiado hasta en sus últimos momentos, observó de lado a lado la calle, hasta que así lentamente comenzó a caminar en dirección a la próxima calle donde tenía estacionada su moto. Seguramente regresaría al departamento, se daría una ducha bastante caliente como tanto le gustaba y lo que quedaba del día planificaría sus próximos movimientos…a fin de cuentas, la vida de un cazador jamás encontraba paz en la quietud o el conformismo.
   
Creado por Ivan ZaitsevΨ
Invitado



Volver arriba Ir abajo

Re: Fallen shadow [Priv]

Mensaje por Invitado el Miér Ene 18, 2017 10:27 am

FALLEN SHADOW
DITRIX S. ASHTARES — DAIANNA RAEGAN || RUINAS || 20:00 HS
Gélidas ráfagas se deslizaban por el lugar, levantando remanentes de polvo y hojas entre las construcciones derruidas. Apenas una que otra ave se permitía sobre volar aquellas ruinas donde un animal avanzaba al resguardo de las sombras. Sus pisadas no producían el menor ruido a pesar de su gran tamaño, dejando en total ignorancia al “hombre” que descansaba sentado junto a uno de los muros. Esta persona poseía un aspecto que rayaba en lo mundano…si ignorabas las alas grises plegadas tras su espalda y las largas garras en lugar de uñas. De la misma manera el aroma que escapaba de su cuerpo era muy inusual, similar a una casa llena de humedad y esos detalles bastaban para delatarlo como una criatura peligrosa. El motivo por el cual se encontraba en ese sitio era desconocido pero no fue impedimento para el gran puma negro, quien realizo un amplio salto y atrapó entre sus fauces la cabeza de su presa, separándola sin mayor esfuerzo.

El gran animal avanzó algunos metros antes de soltarla sobre el pasto, procediendo a relamer lentamente su morro antes de que su cuerpo empezara a sufrir una metamorfosis. En cuestión de segundos, el animal se convirtió en un hombre de piel oscura que llevaba únicamente un pantalón convertido en harapos. Su fría mirada se paseó entre la cabeza y el cuerpo, mostrando apenas una pequeña mueca mientras sacaba una hoja doblada para comparar la foto con el muerto —Y se suponía que era algo complicado…patrañas —Murmuró al inclinarse sobre los restos del hombre, tomando unos segundos para quitarle toda la ropa antes de tomar un encendedor de la chaqueta gris, prendiendo fuego al cuerpo. Lo único que necesitaba era la cabeza, la cual envolvió en los harapos de su propio pantalón previo a empezar su caminata de regreso al todo terreno que tenía oculto entre la maleza. Había sido una captura sencilla, mucho más de lo esperado y eso permitía que diese inicio a otra cacería en esa misma zona, bueno un par en realidad. Era sorprendente la cantidad de criaturas que usaban esas ruinas como escondrijo, pensando que estaban seguras de los cazadores…que ilusas eran — ¿Cuál de tus amigos se encontrara más cerca? —Cuestionó mirando la cabeza envuelta durante unos segundos antes de lanzarla a la cajuela del jeep, partiendo momentos después al próximo destino.

Los sitios en apariencia eran idénticos, convirtiendo su viaje en algo un poco monótono y por demás silencioso. Los faros en un principio no iluminaban demasiado pero a medida que la noche se presentaba, fueron la única fuente de luz en esa espesa oscuridad. Cualquiera seguramente evitaría esos parajes donde era imposible adivinar que se encontraba acechando en las sombras pero Ditrix únicamente mantenía una mirada carente de interés en los contados metros donde algo podía ser reconocido gracias a la lumbre del auto —Según el sensor…esta por aquí cerca —Murmuró cuando durante un fugaz instante, una silueta se dibujó frente a su vehículo, solo para desaparecer momentos después. Aquello causo que detuviese el auto junto a una derruida estructura de aparcamientos, escondiéndolo entre varios coches abandonados. Seguidamente bajo del vehículo con dos pistolas que fueron colocadas en la parte interna de su chaqueta además de un cuchillo atado a su brazo y un rifle acomodado en la parte posterior de su cuerpo. Aparte de eso únicamente coloco varias telas sobre el auto antes de avanzar nuevamente sin ruido alguno, usando su nariz para rastrear a esa “cosa”.

Ventajosamente su olfato era uno de sus dotes más desarrollados, facilitándole encontrar el aroma tan singular de las bestias que cazaban. Claro que no eran aromas de la raza en sí misma, esos elementos liberaban un hedor que se relacionaba con el nivel de riesgo que presentaban y esa parecía ser de las grandes —Vamos no te escondas, solo quiero jugar —Susurró girando lentamente el cuchillo entre sus dedos mientras avanzaba con los ojos cerrados, dejándose guiar por los aromas…los mismos que aparecieron durante unos segundos frente al azabache y esa fue la señal para empezar a correr, dando un salto luego de tomar algo de carrera. Su movimiento permitió que enterrara el cuchillo en el hombro de la criatura pero su masa muscular era más gruesa de lo normal, apenas consiguiendo hundirlo unos centímetros antes que huyera con su arma clavada en la piel —Sangre viscosa…esto va a ser un problema —Musitó enderezándose y solo entonces notando que no estaba solo en aquellas ruinas. Claro que entre tanta oscuridad no era del todo posible verla pero el aroma de su cabello era imposible de confundir —Daianna…que inusual encontrarte en estos parajes —Señaló encendiendo la linterna adherida al bolsillo frontal de su chaqueta, posando sus oscuros ojos sobre el seductor rostro de la pelirroja.
   
Creado por Ivan ZaitsevΨ
Invitado



Volver arriba Ir abajo

Re: Fallen shadow [Priv]

Mensaje por Invitado el Mar Ene 24, 2017 2:53 pm

FALLEN SHADOW
DITRIX S. ASHTARES — DAIANNA RAEGAN || RUINAS || 20:00 HS
De todas las personas con las que ahí se encontró, jamás esperó otra vez verlo a él…no después de tanto tiempo y por ende, no luego de tantas cosas que pasaron. Obviamente la expresión de su rostro no varió en lo más mínimo y en ese entonces solo se dedicó a analizarle con sumo cuidado…o hasta con posible desconfianza, ¿por qué no?. No se trataba de un impostor, de eso estaba más que segura…la energía de este se lo decía, sin embargo, la pelirroja tampoco mostró más de lo que era debido, siempre tan acostumbrada a medir sus emociones y sentimientos a cuentagotas por obviamente elegir protegerse. Tampoco era una niña, vamos, no era como si necesitase algún tipo de cuidado…no, ya era una mujer hecha y derecha. Tan simple como eso.

Ella por lo pronto siguió caminando hasta llegar a su motocicleta, examinarla con cuidado y así terminar por sentarse sobre la misma, cruzando la pierna derecha por encima de la izquierda, sin dejar de mantener esa postura erguida y tan cuidada que por naturaleza adoptaba. —Tampoco esperaba encontrarte por aquí, bueno…directamente no esperaba encontrarte en lo que me quedase de vida. No mal entiendes, no lo digo por algo en especial…simplemente no imaginaba volverte a ver, ¿qué haces aquí?— Mencionó con ese tono de voz neutro, manteniendo sus carnosos labios separados cuando por fin esbozó tal pregunta, expectante obviamente a lo que pudiera acontecer o a lo que este pudiera más bien decirle. —He de suponer que si estás aquí es ejerciendo tu trabajo, eso o que finalmente entraste en los negocios turbios del sector, quizás un poco de ambas opciones— Acomodó sus largos cabellos, los que no hacían más que realzar aquella figura hermosa y seductora que la exterminadora poseía por obvia excelente genética.

¿Qué tiene de extraño que yo ande por aquí?, vamos, no es como si fuese tan predecible tu pregunta. Lo que sí, me sorprende es que te extrañe el hecho de que yo pueda ir y venir por donde se me plazca…al menos que estés preguntando por otra cosa, como la cual podría ser la salida del escuadrón tan repentina que tuve. Si no es eso, tampoco tengo idea a que te refieres— Admitió tras verle con misma supuesta calma, aunque lo cierto es que no despegaba sus ojos de los contrarios…tal vez por haber olvidado el matiz extraño de él, ese salvajismo tan natural que lo definía o más bien le hizo conocido para ella en el tiempo que estuvieron juntos como pareja. Encontrarse con un ex siempre podía resultar un tanto poco incómodo, pero no para ella, no cuando de buenas a primeras ninguna memoria indecorosa podía avergonzarla…no temía en admitir que tiempo atrás fueron capaces de dejarse llevar por sus deseos más profundos o bajos…así que simplemente curvó sus labios en una nueva sonrisa cargada de picardía. —En fin, lamento interrumpir lo que venías a hacer. Yo me iba, posiblemente regresar a mi departamento, estoy un poco agotada…pues parece que últimamente hay mucha actividad
   
Creado por Ivan ZaitsevΨ
Invitado



Volver arriba Ir abajo

Re: Fallen shadow [Priv]

Mensaje por Invitado el Mar Ene 31, 2017 9:25 pm

FALLEN SHADOW
DITRIX S. ASHTARES — DAIANNA RAEGAN || RUINAS || 20:00 HS
Era verdad que por el trabajo de ambos, no era extraño visitar esa clase de lugares pero sus palabras no se referían a eso. Era la primera vez que la veía desde su partida del grupo, algo que seguramente debió ser mucho más expresivo pero el azabache sabía muy poco de como expresarse correctamente. Aun así podía verse en su mirada, un ligero toque de alegría por reencontrarse con su vieja compañera…y su antigua pareja, sin embargo ese sitio en particular no era un lugar para ponerse a conversar —La verdad es un tanto ambigua la definición de lo que hago ahora. Supongo que la forma más fácil de ponerlo…es que me dedico a matar —Mencionó sin perder la neutralidad en su rostro, dispuesto a continuar respondiendo sus dudas pero alertado por su olfato dio un salto de espaldas, evitando a la criatura que descendió por uno de los pisos de esa estructura.

Ahora que podía verla bajo la luz de la linterna, era claro la clasificación en la cual entraba. Era una bestia clase A y de las molestas, tomando en cuenta las oscuras garras que dejaban caer gotas de un líquido corrosivo sobre el suelo. Era la segunda criatura de ese tipo con la cual se encontraba y la primera fue la causante de las cicatrices a lo largo de su espalda —Dices que te vas pero…me vendría bien tu ayuda —Comentó mirándola por encima del hombro de esa cosa con semi aspecto de una mujer humana, más similar a un cruce entre persona y alguna clase de reptil. Recordaba que la primera era vulnerable al fuego pero esta parecía tener algo así como una armadura natural…bastante resistente según podía verse cuando sus balas rebotaron en todas direcciones sin hacer algún daño visible —Si…definitivamente necesitare tu ayuda —Musitó antes de tomar el aspecto de un enorme toro, embistiendo contra la presa pero no solo fue fácilmente detenido sino que lo lanzaron como una pluma contra un grupo de autos abandonados.

El golpe lo aturdió ligeramente y cancelo su transformación pero fue obligado a cambiar de nuevo a un lince para escapar de las garras corrosivas de esa cosa. A pesar de su tamaño, era bastante ágil y molesta además que daba la impresión de aumentar su velocidad luego de cada ataque. Bajo esa avalancha de golpes no iba a poder lanzar un ataque efectivo pero al costo de un corte profundo en su costado…pudo morder su cuello pálido, forzándola a escapar por un agujero en el techo. Ahora podía escucharla escalando pero cada vez se alejaba mas aunque…por la mordida dejó un rastro de sangre que podría usar para encontrarla —Que maldito asco…es como agua oxidada —Murmuró limpiando su boca de ese líquido castaño pero tomando un poco del suelo antes de regresar con la pelirroja, agarrando en el camino un pedazo de su camisa para cubrir la humeante herida que recibió.

Normalmente no te pediría ayuda Daianna pero puedo aceptar que solo no voy a ser capaz de matarla. Sin embargo si prefieres irte, sugeriría evitar callejones demasiado estrechos…seguramente tiene tu aroma y algo así no querrías encontrarlo en un sitio sin salida —Mencionó inclinándose sobre la maleta que cayó de su espalda cuando se transformó, sacando un equipo médico con lo cual desinfecto la herida para posteriormente cauterizarla con metal quirúrgico caliente —Sígueme si me ayudaras…sino espero encontrarte de nuevo, si salgo vivo —Como siempre mantenía una total falta de expresiones en sus palabras, notándose que realmente no le importaba la posibilidad de morir. Ditrix simplemente continuaría caminando y peleando hasta el día en que fuese totalmente derrotado.

   
Creado por Ivan ZaitsevΨ
Invitado



Volver arriba Ir abajo

Re: Fallen shadow [Priv]

Mensaje por Invitado el Miér Feb 01, 2017 1:35 pm

FALLEN SHADOW
DITRIX S. ASHTARES — DAIANNA RAEGAN || RUINAS || 20:00 HS
Suspiró con desgano, viendo la escena sin alarmarse en lo más mínimo. Le era imposible, sabía que él no era fácil de aniquilar así que tampoco era como si tuviese que estar echándole un cable, más aun que hasta hacia unos momentos lo único que deseaba era obviamente irse…estaba cansada y no era su asunto pero él se lo había pedido, tampoco era tan despiadada como para dejarlo así como así. Le siguió mirando unos momentos con seriedad hasta que nuevamente procedió a caminar, esta vez a su lado y siempre con ese aire o andar tan sensual que de buenas a primeras la caracterizaba como lo que era, una mujer segura de sí misma que sabía lo que quería pero también lo que hacía o dejaba de hacer. —Tu problema es que eres un total desorganizado, siempre lo fuiste y seguirás siéndolo, te lanzas contra el enemigo sin reparo y por eso terminas de esta manera, no siempre puedes confiar en tu fortaleza— Argumentó mientras mantenía la vista en el frente, siguiendo el obvio rastro de sangre que perduraba como un sendero designado a lo que posiblemente encontrarían…no lo tenía claro pero era una probabilidad. —Pero no te culpo, no tienes mucho cerebro. Eres solo un rostro bonito— Mencionó mitad en broma, sonriendo con ese filo bastante natural en sus gestos, hasta que extendió la diestra para darle un golpe ligero en el brazo.

¿Y crees acaso que no sabría cuidarme de los peligros que podría encontrar en callejones de este sector?. No sé por quién me tomas, pero sabes que se necesita mucho más que fuerza bruta y persistencia para ponerme en una situación de peligro— Así de orgullosa dejaba caer eso, más obviamente no se preocupaba en lo absoluto por lo que pudiera pensar de ella. No, claro que no, no era como si obviamente se cortara al hablar ni ante desconocidos, mucho menos con el hombre que en su momento había sido un fiel amante, con quien compartía varios recuerdos que únicamente se daban entre las sabanas…o sobre algún otro mueble, pero bueno, eso no importaba ya a estas alturas.

No debemos estar muy lejos— Mencionó observando a los alrededores, chasqueando la lengua y por ende empujándole suavemente hacia un costado. —Escóndete por ahí, estarás impregnado de su asqueroso olor por lo que fácilmente te confundirá cuando se centré en el mío. No me molesta ser la carnada en esta ocasión, así que sh, fuera, estorbas aquí— Hizo un gesto con la mano, viéndole de reojo por última vez…ya que no continuaría hasta que el moreno se dignase a obedecer lo indicado. —Y si disparas, procura no volarme la cabeza— Fue todo lo que dijo, tomando la iniciativa en adelantarse aún más sin esperar respuestas por parte de él.
   
Creado por Ivan ZaitsevΨ
Invitado



Volver arriba Ir abajo

Re: Fallen shadow [Priv]

Mensaje por Contenido patrocinado

Contenido patrocinado



Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.