¿Es un trato? [priv. Hate Ogata]

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

¿Es un trato? [priv. Hate Ogata]

Mensaje por Zion Darkwing el Jue Ago 10, 2017 1:46 am


Se había asentado hacía unas semanas en la ciudad y necesitaba conseguir diferentes cosas. Se dedicó la mayor parte del tiempo a buscar un sitio en donde vivir y en donde sus hijos pudiesen estar cómodos, ya que esperaba que al menos pudieran pasar tiempo juntos.
Al pasar los día, finalmente había logrado encontrar el lugar ideal, un sitio perfecto, que encajaba perfectamente con sus extravagantes peticiones. Solo quedaba preparar todo para cuando decidiera presentarse ante sus preciados hijos y claro está, sus conocidos. Sin embargo, las cosas no eran tan fáciles, necesitaba buscar información para poder trabajar, crear un par de contactos y así asentarse de verdad en la ciudad.

Durante varios días recorrió las zonas de dudosa reputación, casinos, prostíbulos y demás con la esperanza de conseguir algo y, en un principio costó pero luego de un poco de trabajo, logró dar con datos, informantes y varias pistas. El trabajo de un asesino no se limitaba a solo matar así, de buenas a primeras o al menos no uno profesional. Aquello requería de trabajo duro, investigación y notar los hábitos del que pasaría a otra vida. Los errores no eran algo aceptable. Bajo ningún punto.
Solía ser alguien bastante carismático, juguetón y para muchos daba una sensación de superficial, y aquello le gustaba. Solía pasar desapercibido el hecho ser un asesino.

Lo habían citado para encomendarle una misión, era un bar algo roñoso, pero tenía lo necesario, ahora solo quedaba esperar a su cita. La cual se suponía debía llegar en los próximos minutos. Aprovechó el momento libre para pedir algo de beber, mientras disfrutaba de la vista que proporcionaba el lugar. Era toda una experiencia no saber con quién te encontrarías, después de todo muchas veces los reales clientes enviaban a sirvientes o alguien que hablara en su lugar. No querían dejar ningún tipo de evidencia.
No tenía idea de cómo iba terminar aquella reunión porque en muy pocas ocasiones y además de ser bastante extraño, el incubo había cancelado todo trabajo que pudieran encomendarle. Era algo que no ocurría con frecuencia, es más, no recordaba cuándo había sido la ultima vez que rechazó una petición. Aunque claro, Zion solía trabajar lo justo y necesario para mantener todo en orden en su vida.
Sin querer, desvió su mirada al reloj que estaba al otro lado, en un muro cercano a su mesa. Aún quedaban unos minutos para que su futuro cliente llegara; así es que simplemente continuo disfrutando del vaso con licor que momentos antes había ordenado.

Alzó su mano un momento y ordenó otro vaso de agua, porque aquello era trabajo y no diversión, ya tendría tiempo de beber y disfrutar luego del encuentro. Solo esperaba que todo se desarrollara de la manera más normal posible, o al menos algo. Después de todo, cualquier cosa podría pasar en aquel sitio.

De pronto, sitió una mano en su hombre y seguido de aquello un "¿Tú eres Zion?"
Yo soy Zion, un gusto~ — dijo con una sonrisa jovial.


Zion Darkwing
avatar
pereza


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.