In the otherside |libre|

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

In the otherside |libre|

Mensaje por Kirei & Kirsten Lloyd el Dom Feb 04, 2018 5:46 pm

In the otherside.
Había acudido a las murallas de la gran ciudad ahora que se había concedido el permiso para atravesarlas. Pocas veces se aventuraba la shinigami a pasearse por aquellos territorios que desde hacia algún tiempo eran inexplorados por los ciudadanos casi enclaustrados por órdenes superiores. Había corrido el rumor de que criaturas extrañas y desconocidas se habían apoderado de las afueras de la ciudad. Criaturas que al vivir cómodamente y sin perturbaciones allá afuera se habían multiplicado a tal escala que ahora se sospechaba planeaban incursionar en la ciudad para expandir sus dominios. También era el rumor, que ese había sido el verdadero motivo por el cual el gobernante de Nueva Londres había concedido la apertura de las murallas, para permitir a los más intrépidos deshacerse de aquellos a quienes consideraba una lacra y amenaza para su ya de por sí infestada ciudad. Cazadores y asesinos, mercenarios y guerreros, cualquiera que tuviera el valor de empuñar un arma y salir de la ciudad para enfrentarse al peligro y a la misma muerte… tenía las puertas completamente abiertas para salir y volver a entrar, siempre y cuando regresará con la cabeza de una de aquellas nuevas especies que según se contaba vivían más allá de los límites de la civilización.

Fue precisamente así como la shinigami de rubios cabellos acudió al llamado, más al parecer solamente ella había prestado atención a la invitación, pues al pararse sobre la muralla contempló que no había nadie más que ella en ese lugar. Era la fecha y la posición indicada pero ¿Y los demás? La fugaz idea de una toma de pelo cruzó por los pensamientos de la shinigami que sólo sonrió elevando un ceja. Había estado tan aburrida todo este tiempo que había caído en la trampa con la esperanza de ver un poco de acción. Era una hermosa tarde, como a media hora de que se pusiera el sol. La muchacha recogió la falda corta que vestía y buscó asiento en el filo de la muralla; desenfundó la espada que llevaba consigo y la descanso aún lado. Así quedó la imagen de la shinigami como la única y solitaria figura decorando los grandes muros de la Nueva Londres.

Bueno, esperemos un poco más. Tal ves sí haya algo de diversión después de todo —dijo en voz alta para sí misma, pues no había alguien más, sintiendo la brisa agitar suavemente sus cabellos largos. Si bien no esperaba que alguien más llegara a la cita, tal vez con un poco de suerte sus ojos alcanzarían a divisar alguna de aquellas criaturas extrañas entre la densidad del bosque que crecía a las afueras de la ciudad.
Libre | Crossover | Indefinido


i
Kirei & Kirsten Lloyd
avatar
pereza

Who knows...
Surprise surprise...
Kirei mestiza| Kirsten shinigami.

Volver arriba Ir abajo

Re: In the otherside |libre|

Mensaje por vergil el Dom Feb 04, 2018 9:55 pm

Aquel dia habia sido verdaderamente divertido para Vergil ya que la noche anterior,tras realizar uno de sus trabajos, había escuchado comentar a unos sujetos acerca de las criaturas que habitaban en los espacios más allá de las murallas de la vieja Londres las cuales se decía, eran muy peligrosas y eran criaturas infernales e indeseables pero que nadie habia visto realmente. Supo tambien de cómo el gobierno dejaría que los más valientes se encargasen de ellos trayendoles sus cabezas a cambio de una recompensas.

El prospecto de entrar a lugares desconocidos y enfrentar a seres extraños que nadie nunca habia visto,podia asustar a cualquiera pero no a Vergil pues el solo vivia por el puro placer y goce de matar sin mencionar que todavía seguía obsesionado por determinar el verdadero alcance de su potencial.Se preguntaba si aquellos seres serian en verdad poderosos y numerosos ya que disfrutaba de los trabajos que le permitían tener el mayor goce posible.

No pudo conseguir más información acerca del sitio con mas detalle por lo que decidió averiguarlo todo por cuenta propia.Esa misma mañana, se dirigió a la muralla totalmente solo y se adentro en tierras desconocidas en busca de esos seres.Muchos verian aquello como algo suicida pero Vergil disfrutaba del peligro ademas de estar confiado de sus habilidades.

No tardó mucho para encontrarse con varios de esos seres con los que luchó por varias horas sintiendo mucho placer y goce al matarlos con sus terribles armas ya que ellos habian sido fuertes sin mencionar que eran numerosos y no parecían rendirse al pelear con el. Pasaron varias horas y Vergil ya habia acabado con centenares de ellos aunque no sabia si aun quedaban mas de ellos pero se lamentaba de que ninguno de ellos lo habia obligado a esforzarse.

-Hmp...fue divertido...pero..ninguno pudo darme un verdadero resto....creo que me contentare con el dinero...por esta vez-

Decia suspirando para si mismo mientras regresaba a la muralla con un saco lleno de cabezas cuando noto a aquella rubia que tenia una espada en sus manos por lo que de inmediato sintio curiosidad por ella creyendo que tal vez,ella podria darle lo que buscaba si se tuviesen que enfrentar.

-Hmp, asi que no soy el unico....que vino a hacer el sucio trabajo del gobierno o me equivoco? es interesante ver a alguien mas por aqui....no me lo esperaba-

Decía mirandola con sutileza sin emoción alguna con sus ojos puestos en ella pues nunca se podia ser demasiado precavido.Sentia curiosidad por ella pues el hecho de verla alli,indicaba que ella tambien era lo bastante fuerte y confiada como para aceptar dicho y sobrevivir sin mencionar que en su excursion,no habia visto a nadie mas adentrarse a aquellas tierras desconocidas.
vergil
avatar
avaricia

Versatil
Hetero
Hibrido

Volver arriba Ir abajo

Re: In the otherside |libre|

Mensaje por Kirei & Kirsten Lloyd el Miér Feb 07, 2018 2:43 pm

In the otherside.
Contemplaba con sus claros ojos aquellos rayos dorados que iluminaba el horizonte procedentes de un moribundo día. El viento acariciando su rostro era fresco y agradable, impregnado de quietud y apacibilidad. No parecía que realmente los rumores fueran fueran ciertos, probablemente los demás lo sabían y por esa razón no había acudido nadie a la cita. Pero no todo estaba desperdiciado, al menos la shinigami podía comprobar con sus propios ojos el engaño en el que el gobierno había vuelto a incurrir ¿Por qué razón? Sólo ellos lo sabrían, de ser cierto que había sido sólo una farsa. Sin embargo, para la fémina que descansaba apreciando el paisaje natural no resto hacer otra cosa más que deleitarse con el momento para sí misma en medio de aquella soledad. Soledad que no duraría mucho tiempo cuando un muy sutil aroma a azufre fue arrastrado por el viento llegando hasta los sensibles sentidos de la rubia que al instante trato de descifrar aquel peculiar aroma extrañamente familiar. Pues bien, tras un par de segundos las pisadas de alguien que arribaba a la escena se hicieron escuchar por sobre la piedra caliza con la que había sido construida el muro. ¿Un guerrero, tal vez? O mejor aun, una de aquellas criaturas de las que la gente hablaba… Sus palabras decantaron esa ultima opción, al parecer.

Lamento mucho contrariarlo, caballero —respondió la shinigami pasivamente y sin inmutarse persistiendo en su contemplación hacia el frente—. No tengo absolutamente nada que ver con el gobierno. Mi presencia en este lugar es exclusivamente con propósitos recreativos .

Vista la tranquilidad perturbada, la fémina se incorporó sobre ambas piernas, retomando la espada que había esperado dar uso aquel día, en aquella hora. Sin embargo no la enfundó en su vaina sino que la utilizó para que le sirviera de apoyo, volviendo el rostro hacia el hombre que a ella se dirigía.

Sin embargo, puedo apreciar que usted ha tenido una mejor cosecha que la mía estos últimos días —comentó notando el saco que llevaba a cuestas el hombre embestido de negro. La sangre goteaba por debajo de una de las esquinas del saco y el olor a muerte impregnada su ser mezclado con ese marcado olor a azufre. Para los sentidos sensibles de un shinigami no era difícil adivinar de quién se trataba el hombre en cuestión, en teoría, uno de los peores dolores de cabeza de un segador de almas.

Tampoco creí encontrar a nadie después de un largo período de espera —afirmó despejando su rostro de aquel mechón de cabellos dorados que le obstruia a medias la visión a causa del viento—. Dijeron que había criaturas de fuerza sobrehumana asechando allá a fuera —dirigió sus ojos hacia la espesura del bosque ya con algunas sombras producto del atardecer—. Parece que sólo fue una exageración de la gente, como siempre. Espero que al menos usted haya encontrado un poco de ejercicio y diversión. Más del que yo habría podido encontrar..

Se sentía algo decepcionada, había esperado poder blandir la espada casi oxidada —simbólicamente— por la falta de uso. Quizá si sólo esperaba a que la noche acaeciera, el suspenso añadirá algo de entretenimiento a su incursión planeada en el bosque. Pues no esperaba que el caballero fuera a tardar demasiado en proseguir su camino, había quizá una buena faja de billetes esperando por él a cambio de la mercancía putrefacta yaciendo dentro de aquel saco.

Libre | Crossover | Indefinido


i
Kirei & Kirsten Lloyd
avatar
pereza

Who knows...
Surprise surprise...
Kirei mestiza| Kirsten shinigami.

Volver arriba Ir abajo

Re: In the otherside |libre|

Mensaje por vergil el Miér Feb 07, 2018 9:15 pm

Permaneció mirandola de manera calmada y serena poniendo su saco de cabezas aun lado mientras que discretamente, su mano izquierda,se colocó detrás de su espalda con sus letales cuchillos brillantes hechos de una aleación especial listos para ser usados en caso de ser necesario. No conocía sus intenciones pero,el hecho de verla con una espada sin enfundar aun en su mano, le daba motivos para permanecer en guardia ante sin mencionar, que podia sentir un aroma y aire a muerte que emanaba de ella.

-Es curioso que lo menciones, podrias decir que yo tambien me encuentro aquí precisamente por....motivos recreativos-


Decía de manera cortés y amable dirigiendole una mirada sutil y siniestra de su ojos derecho que sobresalía de la ranura de su largo sombrero negro ya que su otro ojo estaba cubierto por sus largos cabellos negros que le llegaban hasta el hombro.

-Bueno ya que lo mencionas, fue divertido aunque...no son tan impresionantes como esperaba, solamente tome sus cabezas para que no se desperdiciara, de todos modos...ya no iban a necesitarlas aunque...no lo llamaría como una cosecha-

Spoiler:

Decía de manera perceptiva mirandola fijamente ya que por sus palabras, imagina a qué se trataba de algún tipo de criatura sobrenatural que se encargaba de alimentarse de las almas de otros seres vivos o algo por el estilo  lo cual lo hacia aun mas interesante ya que indicaba que era alguien con gran poder.

-Si asi es, yo tambien escuche lo mismo y por eso fue que me dirgi a este lugar sin demora alguna, elimine a quienes se cruzaron en mi camino aunque no creo que esos hayan sido los únicos pero  al igual que tu, estoy sorprendido de no ver a nadie mas por aqui...supongo que se acobardaron....o fueron asesinados-


Spoiler:

Decía de forma amable y despreocupada sonriéndole ya que poco o nada le importaba si ellos fueron eliminados o no por aquellas criaturas desconocidas. no dejaba de mirarla en busca de algún indicio hostil mientras que su mano oculta sostenía con mayor fuerza sus cuchillos al tratar de contener sus ansias de lucha.

-Puedo notar, que el hecho de que estés aquí...totalmente sola, es un indicio de que eres alguien con poder , un poder superior al de esa criaturas o me equivoco? lo cual me hace preguntarme...que tan fuerte eres tu..quizas te haces la misma pregunta sobre mi?...te gustaria si lo averiguamos?-

Spoiler:

Decía con una mirada siniestra en sus ojos revelando sus terribles cuchillos que parecían utensilios de cirugía mostrandolos cerca de su cara tratando de contener sus impulsos violentos ante la simple idea de luchar contra alguien con poder parecido al suyo esperando a ver si ella era capaz de saciar sus ansias de lucha y su obsesión interminable por conocer cuál era su verdadero limite.
vergil
avatar
avaricia

Versatil
Hetero
Hibrido

Volver arriba Ir abajo

Re: In the otherside |libre|

Mensaje por Kirei & Kirsten Lloyd el Lun Feb 12, 2018 12:30 pm

In the otherside.
El hombre parecía ser un gran conversador lo cual indicaba que socializaba mucho más de lo que se podía esperar de la shinigami cuyas frases dispersas eran breves pero certeras. No era sencillo encontrar gente con las cuales pudiera sostener un diálogo por más de sólo unos minutos. Por alguna razón la rubia sencillamente parecía hablar en un idioma casi ininteligible para el resto ¿Podría ser este hombre, la excepción? Lo veía poco probable pero le concederá el beneficio de la duda esperando no saliera huyendo como la mayoría.

¡Por favor caballero! Esta echando abajo todos mis planes con tales palabras. Pues aún guardo la esperanza de que haya gigantes devoradores de hombres paseándose entre el bosque que estén dispuestos a jugar conmigo —hacia mucho tiempo que ciertamente no segaba alma alguna. Usualmente no lo hacía a menos que tuviera una buena razón para hacerlo y no es que cortar cabezas fuera algo que realizará indiscriminadamente sobre aquellos a los cuales la gente común solía llamar monstruos. Todos, eran monstruos sobre la tierra de una u otra manera. Pero su constante aburrimiento la llevaba curiosear un poco más en aquellos rumores que se corrían por la ciudad. Al menos las afirmaciones del pelinegro le daban algo de certeza sobre que, efectivamente, criaturas “diferentes” se movían entre las sombras del bosque. Ínfimo, pero ya era algo por lo cual comenzar. Salvo por un pequeño inconveniente…

Cerró los ojos dejando escapar un suspiro en son de resignación. El viento aún soplaba con moderada fuerza, sobre todo por la posición alta que ocupaba sobre la muralla. Algunos mechones de rubio cabello le acariciaban el rostro de piel nivea apenas entorpeciendo su visión, pero no lo suficiente como para no percatarse de los "juguetes" que ahora lucia el peligro como un abanico entre los dedos de sus manos.

He venido hasta este punto porque sentí curiosidad por aquellas criaturas extrañas que según dicen, han florecido en el bosque —comentó serenamente girándose un poco quedando de costado donde el hombre del sombrero se encontraba—. Lamento informarle que usted no entra en esa categoría —pues evidentemente no se trataba de una criatura “extraña”, sino de una bien conocida. Si bien su olfato le podía pasar una mala jugada, el aura hostil del hombre que había sido disimulada con una falsa amabilidad y cortesía al fin fue revelada. La actitud característica de los demonios soberbios que la fémina bien conocía tras sus múltiples encuentros con ellos. Sin embargo era precisamente esa soberbia, uno de los peores talones de Aquiles de esa raza, los convertía en seres predecibles. Proliferaban, era inevitable, justo como en las presentes situaciones.

Es un ser fuerte, lo sé con sólo mirarlo —agregó volviéndose hacia él, abriendo los párpados y fijando su mirada azulina con semblante inexpresivo, sin emoción aparente alguna—. Pero le doy la razón en esa certera frase: soy de un poder superior a esas criaturas… a la mayoría, si me permite decir —incluyendo al presente y no había tinte alguno de soberbia en sus palabras, únicamente franqueza ¿La razón? Se reducía todo a una simple palabra—. No tengo nada qué perder, pero usted podría perder algo más que un encuentro de entretenimiento —no era amenaza ni exceso de confianza, sólo una advertencia pues un mal golpe y el varón podía ir a formar parte del contenido que yacía dentro del saco. En ocasiones los accidentes podían suceder en aquel tipo de justas, incluso para una shinigami de experiencia como lo era Kirsten. Aunque trataría de evitar cosechar su alma a menos que le diera motivos, su mente mayormente fría le ayudaría en el proceso.

Si esta seguro de estar dispuesto a correr el riesgo, entonces le concederé esa pequeña satisfacción —podría incluso servir de entrenamiento antes de su incursión a las entrañas del bosque en busca de su propia “cacería”. Inclinó levemente la cabeza y una de sus manos fue detrás de su espalda desde donde tomo la punta de una tela oscura inexistente que izo sobre su cabeza cubriéndola con la capucha de una túnica que se materializo en el acto, la investidura inequívoca de los enviados de la muerte cuando al cobijo de la noche comienzan su labor como segadores de almas. Tomó por la empuñadura la espada la cual blandió entre sus manos con la mirada fija en ella. A diferencia del hombre, no existía una gota de hostilidad en sus movimientos, ni siquiera podía decirse que lucia amenazante. Sólo le otorgaba al mortal un baile con la muerte antes que su vida terminará —ese día o cualquier otro. En manos de la shinigami rubia o de alguien más. Quizá de enfermedad o de ancianidad. Cuando su hora llegará ¿Quién podía saberlo? —era magnánima al menos en ese momento—. Puede sentirse afortunado. No siempre concedo deseos a los desconocidos. Inclusive le daré la ventaja de asestar el primer golpe, como el buen caballero que es —dijo sosteniendo la espada con una sola mano, una que cambio su apariencia de carne adoptando una completamente cadavérica colocándola frente de sí misma en posición defensiva-ofensiva al tiempo que la misma espada se transmutaba tomando la forma de una gran guadaña.

Libre | Crossover | Indefinido


i
Kirei & Kirsten Lloyd
avatar
pereza

Who knows...
Surprise surprise...
Kirei mestiza| Kirsten shinigami.

Volver arriba Ir abajo

Re: In the otherside |libre|

Mensaje por vergil el Vie Feb 16, 2018 9:23 pm

No pasaba desapercibida sus ansias de asesinar a aquellas criaturas y si bien, su comentario categórico sobre las presas podría interpretarse como un menosprecio a su poder y destreza,Vergil no perdió la calma ni tampoco el animo mientras seguía sosteniendo aquel dialogo con aquella misteriosa mujer de bucles dorados frente a el pudiendo percatarse que ella no se separaba de su arma.

-Hmp admitió que es cortés de tu parte el notarlo,podría decir lo mismo de ti aunque debo decir que mi caso es diferente....podrías decir que....nunca he logrado ejercitarme como es debido-

Decía con sutileza mirándola fijamente a los ojos dejando le saber que si bien,ella era poderosa, el no conocía el alcance de su poder pues nunca ha sido llevado al limite por nadie siendo esta, una obsesión constante dentro de su ser y que alimenta sus ansias de sangre.El hecho de que ella misma aseguraba tener una fuerza superior a la de esas criaturas,le hacia sentir mayor curiosidad sobre sus capacidades.

-Nada que perder? cualquiera diría que tienes un exceso de confianza aunque si estamos hablando sobre el miedo a la muerte,puedes estar segura que no tengo problema con ese detalle-

Decía sin temor alguno sonriendo con sutileza pues el no sentía preocupación alguna ante tal prospecto, al contrario, lo buscaba ya que creía que ese tipo de batalla, de dar el todo por el todo, le podría ayudar a descubrir el nivel máximo de sus habilidades.Noto como ella había cambiado su apariencia física así como su arma teniendo aun mas interés en ella debido a que se trataba de un dios de la muerte justo frente a el, jamas había visto uno pero eso no parecía asustarlo.

-Vaya...así que ese es tu verdadero aspecto, quien diría que te ocultabas detrás de esos bucles dorados,permite decir que le alagas..es la primera vez que veo a un dios de la muerte, si lo que dices es cierto, entonces creo me siento honrado por poder tener mi deseo-

Decía con sutileza para después,arrojarle los cuchillos con fuerza los cuales volaron hacia ella a la vez que estiraba su mano derecha hacia un lado dejan salir centenares de cuchillos afilados carmesí hechos de energía demoníaca que emergían de su cuerpo para volar alrededor de ambos.

-Huracan...sangriento-

Solo con decir eso, Vergil revelo su trampa pues su primer lanzamiento y la danza de los cuchillos, fue una simple distracción de su verdadero ataque el cual era enviar todos aquellos cuchillos hacia ella cayendo en dirección vertical al mismo tiempo lo cual causo un gran impacto levantando una cortina de polvo por su poder destructivo. Vergil permaneció allí sujetando su sombrero deseoso de ver el resultado de sus acciones.
vergil
avatar
avaricia

Versatil
Hetero
Hibrido

Volver arriba Ir abajo

Re: In the otherside |libre|

Mensaje por Kirei & Kirsten Lloyd el Miér Feb 21, 2018 11:58 pm

In the otherside.
Al menos es hombre tenía modos de dirigirse de una forma más respetuosa que su lenguaje corporal, eso ya significaba al menos algo para la shinigami quien con guadaña en mano se disponía a “practicar” un poco antes de adentrarse el lo que aún esperaba fuera una divertida noche de juego, pues a diferencia del demonio, Kirsten no tenía planeado cegar las almas de aquellos seres, sí es que existían realmente. Su único motivo era la curiosidad de cualquier cosa que antes sus ojos no hubieran visto ya. Pero primero, debía ocuparse de deshacerse del primer obstáculo antes de su pequeña aventura.

Frecuentemente la franqueza suele ser confundida con soberbia, caballero. Sin embargo no es defecto hablar con la verdad —sabía que debía seguir sus movimientos hasta el más mínimo detalle pues la hostilidad en los ajenos burbujeaba como punto de ebullición. Debía estar ávido o bien por medir fuerzas con la hija de la muerte, o inclusive ambicionar algo aún mayor. Conseguir la propia cabeza de la mujer para uniría a sus trofeos. Un imposible por supuesto, pero al menos le permitiría intentarlo ya que hacia mucho tiempo desde que la inglesa había medido fuerzas contra un demonio, y como ya se había dicho, se sentía benevolente al menos en ese momento.

Es sabio no temer a la muerte, le felicito. Significa que peleara con todas sus fuerzas y eso desata mis manos de contenerse para luchar libremente —apenas una curvatura de sus labios se notó en su rostro hasta entonces inexpresivo.
Algo en sus facciones le daban a entender a la rubia que debía mantenerse alerta, los movimientos de los demonios eran muy rápidos y certeros por lo que cualquier descuido significaría una ventaja para el hombre de traje y curioso sombrero negro.

Sé equivoca buen hombre, jamás  oculto mi esencia, a decir verdad. Muy por el contrario me siento orgullosa de la misma, es simplemente que los shinigami no vamos clamando por todos lados que sembramos muerte. Y esta indumentaria sólo aparece durante las “cosechas”… y también en las confrontaciones. Especialmente si se trata de un demonio el oponente.

Estaba hablando de más, lo sabía pero ¿Por qué  no hacerlo? Probablemente aquel sería el primer y único encuentro con ese hombre. Usualmente no volvía a ver los rostros de aquellos que osaban valiente o ingenuamente, desafiar sus habilidades. Mucho tendría ya la joven si este hombre era capaz de obligarla a hacer un esfuerzo extra antes de terminar la batalla. Y como ya lo habría presenciado, aquella hostilidad burbujeante no tardó en hacerse notar cuando el hombre en un parpadeo ataco repentinamente a la shinigami con alguno de sus poderes, ese que ya había mostrado amenazante a la fémina vaticinado el momento que ahora comenzaba. Vio venir de frente aquella primera ráfaga punzo cortante de energía hostil dirigirse a ella como blanco, ante lo que la shinigami sencillamente se deshizo con un movimiento de la mano derecha, la que sostenía la guadaña sobre la cual rebotaron aquellos cuchillos. Era increíble que un demonio pensara siquiera que una técnica tan obsoleta podría causar siquiera una ligera preocupación a una criatura como la shinigami. Sin embargo, al momento de desviar el primer ataque, Kirsten contempló por sobre su cabeza la lluvia de agujas que se venía sobre su cuerpo cayendo de forma vertical con una fuerza y velocidad impresionantes. La trampa del demonio estaba por surtir efecto, era curioso que no le extrañará el repentino cambio de circunstancias, después de todo no se enfrentaba con un ser “normal”, sino con un demonio impregnado de aversión y demás sentimientos negativos. Atacar desde la sombras era un truco bien trillado por los de su raza. Pero no le señalaba, pues en la batalla siempre se debía esperar… lo inesperado. Tan pronto sintió como las agujas estaban por entrar en contacto con su dermis, la shinigami tomó la punta de la túnica negra de su indumentaria, cortando con ella el aire en diversas direcciones consiguió repeler la gran mayoría de las lanzas que cortaban incluso clavándose sobre la superficie rocosa del muro. Para ello inclusive debió esquivarlas con algunos movimientos de posición de su propio cuerpo que fue ocultado por aquella nube de polvo que se alzaba debido a los cuchillos clavándose en el muro causando algunos destrozos. Cuando la nube se apaciguó, la forma de la mujer fue apareciendo con su mano cubriendo su cuerpo con aquella túnica oscura de shinigami que le había servido de escudo, no por nada formaba parte de la indumentaria de un enviado de la muerte.

Admito que esa ha sido una técnica interesante —reconoció cuando el polvo se fue asentando poco a poco—. Me hizo moverme de mi lugar, y eso ya es mucho decir —añadió con una ligera sonrisa en los labios—. Y debo agregar que ahora tengo más interés de participar en el juego de entrenamiento. Así que…. Ahora es mi turno.

Afilando la mirada sostuvo la guadaña entre ambas manos para un golpe más certero y con más potencia. Golpeó un par de veces la punta de la bota derecha antes de emprender la carrera haciendo un split manteniendo su arma frente de sí, y al llegar a escasa distancia de donde el demonio se encontraba asestó tres golpes hacia la zona de sus extremidades inferiores cortando el aire circundante para que este fuera el que golpeara dicha parte del cuerpo del hombre, pues el filo de su guadaña aún no estaba listo para probar sangre, no de momento.  Seguido a ello uso la punta del bastón para hacer palanca sobre el abdomen del demonio y este punto le sirviera para catapultarse de atrás de él cayendo justo tras su espalda, donde a mitad de la misma descanso la punta del filo de la guadaña sin que esta causará daño alguno ni siquiera a su indumentaria, solamente con la fuerza necesaria para que el hombre la percibiera. Aquel había sido un ataque inofensivo, pues sólo estaba entreteniéndose adquiriendo condición antes de pasar a temas más serios.

Extrañaba hacer este tipo de ejercicio, sólo espero que sea capaz de sostener el ritmo —comentó con algo de emoción en sus palabras pues tenía gusto por el combate físico que le hiciera sentir la adrenalina en cada músculo del cuerpo,; a diferencia de los combates a distancia que en primera instancia le parecían aburridos. Al mismo tiempo retrocedió  algunos pasos para devolverle la libertad al hombre y así pudiera mostrarle otro truco de esos que sólo él sabía.

Libre | Crossover | Indefinido


i
Kirei & Kirsten Lloyd
avatar
pereza

Who knows...
Surprise surprise...
Kirei mestiza| Kirsten shinigami.

Volver arriba Ir abajo

Re: In the otherside |libre|

Mensaje por Contenido patrocinado

Contenido patrocinado



Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.